5 tips para encontrar los mejores departamentos en el DF

 

Cuando estás buscando comprar departamentos en el DF hay ciertas comodidades que probablemente buscas, como que tenga lavavajillas, centro de lavado, o roof garden, o también quizá que tengas cerca avenidas importantes, escuelas, centros comerciales.

En una ciudad tan impresionantemente grande y poblada como esta, encontrar departamentos en el DF a veces parece que es buscar una aguja en un pajar. O hasta un pajar en un pajar… de veras, es una búsqueda que requiere de mucho tiempo y dedicación.

Así que hoy te traemos una lista de cosas que vale la pena al buscar en un departamento. Verás que vas a tener que analizar muchas opciones diferentes de condominios antes de encontrar el que esté hecho a la medida para ti.

venta de departamentos cerca de santa fe descarga brochure vera

Sin embargo, si buscas de la manera adecuada y correcta te tardarás mucho menos en encontrar tu espacio ideal para vivir.

A continuación te dejamos los mejores tips para que tu búsqueda sea rápida y eficiente, y además para que tengas la oportunidad de vivir bien en el D.F. (o bueno, ya Ciudad de México).

 

1. ¿Realmente para cuánto te alcanza? Establece tu rango de presupuesto.

Cuando veas ese departamento enorme, con una estancia espaciosa y ventanas gigantes con vistas hermosas, puede ser que el precio se te olvide… Por eso primero debes establecer cuál es tu rango de precios. Aunque bueno, si te pasas un poquito… también se trata de vivir sanamente en el DF, una de las ciudades donde más trabajo cuesta vivir en tranquilidad.

Saca cuentas de lo que puedes gastar mes tras mes, tomando en consideración otros gastos como la comida, utilidades, membresía del gym, actividades sociales, etc.

Cuando tengas definido un rango de precios no te pondrás en la situación de considerar comprar un departamento por un precio mucho más alto del que puedas pagar; fijarás tus propios límites.

 

2. Afina tu búsqueda. Acércate a fuentes de información confiables.

Mientras que es absolutamente indispensable que visites los departamentos, es muy importante que también hagas una búsqueda online. Lo maravilloso de internet es que puedes hacer la mayoría de tus búsquedas sin tener que salir a buscar físicamente.

Te recomiendo ampliamente que afines tu búsqueda, es decir, por ejemplo, si estás buscando departamentos en Miguel Hidalgo, entonces solamente busca ahí. Vaya, afina la búsqueda a tus zonas de preferencia. También elige unos tres o cinco departamentos que sean los que más te gusten, agenda una cita y ve a verlos.

 

3. Mantente organizado.

Cuando ya hayas visto varios departamentos, puede pasar que en tu mente se empiecen a mezclar… es decir: “tal departamento tenía terraza, ¿no?... ¿O era el otro?”. Este tipo de cosas siempre pasan. Para que no te suceda, lleva un registro de todos los detalles de cada departamento que hayas visto. Sé que suena algo aburrido y tedioso, pero a la larga, mientras estés buscando, te será mil veces más fácil encontrar lo que buscas si tu organización es buena.

 

4. Transporte y distancias.

Lo más recomendable siempre es comprar un departamento que esté cerca de tu trabajo, pero la realidad es que es más fácil cambiar de trabajo que de casa. Aunque si puedes vivir cerca, pues qué mejor.

Si para ti la ubicación de las zonas céntricas o donde hay mucho movimiento de oficinas, centros comerciales, etc., es algo que no te gusta mucho que digamos, lo mejor que puedes hacer es vivir cerca de avenidas que te conecten fácilmente a muchos lados.

Toma en cuenta también, si vas a vivir muy lejos de donde trabajas, que la gasolina y arreglos generales de tu auto serán parte de tus gastos mensuales o anuales.

recorrido nuevo departamento cerca de santa fe vera

5. Tómate la libertad de checar cada rincón.

Nos referimos a que hay muchos departamentos que son espectaculares a todas luces, pero a veces les fallan cosas primordiales en cuestiones tan sencillas como tener espacio para guardar cosas. En estos tiempos en realidad se trata de la minimización de espacio, pero no hay que exagerar.

Tómate la libertad de entrar y abrir clósets para ver el tamaño y si se adecúan a tus necesidades. Abre las llaves de las regaderas, lavabos, fregadero. La buena presión del agua es algo importante. Y no sólo eso, así sabrás qué tan bien hechas están las tuberías.