¿Qué te conviene más, rentar o comprar un departamento?

¿Estás en búsqueda de un nuevo hogar, pero no sabes cuál es la mejor opción? No te preocupes, esta es una duda que frecuentemente enfrentan muchas personas, es por eso que queremos hablarte sobre las ventajas y desventajas que representa, tanto rentar, como comprar un departamento, para que puedas saber qué te conviene más. 

Para determinar si rentar es mejor opción que comprar un departamento y viceversa,, necesitas analizar diferentes factores, entre ellos nos referimos a: la edad, las capacidades financieras, los planes a futuro, la zona y las condiciones de los créditos hipotecarios. No obstante, en ambos casos existen ciertas ventajas y desventajas, que debes conocer, por eso, en marhnos te hablaremos de ellas. 

Pero antes de hacerlo, queremos compartirte algunas preguntas que te ayudarán a despejar tu mente y a descubrir qué es realmente lo que necesitas, para dar el siguiente paso. 

Nueva llamada a la acción

Preguntas que debes responder antes de tomar una decisión: 

  • ¿En dónde quieres vivir? 

  • ¿Con cuántas personas compartirás tu hogar? 

  • ¿Cuál es tu situación económica? 

  • ¿Tienes la oportunidad de pagar un enganche? 

  • ¿Cuáles son tus probabilidades de obtener un crédito hipotecario?

  • ¿Cuánto tiempo planeas vivir en esa casa? 

  • ¿Busca estabilidad o flexibilidad? 

 

Aunque éstas parezcan preguntas muy simples, sin duda te ayudarán a conocer mejor tu situación, para que puedas tomar la mejor elección. Luego de responderlas, es importante que conozcas y consideres tanto las ventajas, como las desventajas que implica el hecho de rentar un departamento o comprarlo. 

 

 

Pros y contras de comprar o rentar un departamento

 

Comprar un departamento 

Ventajas 

  1. Con el paso del tiempo y en caso de que quieras adquirir un nuevo departamento o casa, podrás poner en renta el primer inmueble que adquiriste y convertirlo en una nueva fuente de ingresos. 

  2. Tienes la oportunidad de incrementar tu inversión, ya que las propiedades poseen plusvalía, lo cual significa que su valor puede aumentar con el tiempo, y en caso de que quieras venderla, podrás hacerlo por un precio más alto, que el que tuviste que pagar.

  3. Tener tu propio departamento, significa que tú mismo podrás poner tus reglas e imponer tus gustos. Podrás usar y decorar tu hogar como desees, no tendrás que consultarlo con nadie y en cualquier momento tendrás la oportunidad de aplicar las remodelaciones que mejor te parezcan. 

  4. Luego de logres liquidar el pago de la hipoteca, no tendrás que preocuparte por cubrir con otro gasto de este tipo, como en el caso de las rentas, que deben pagarse mensualmente, sin ninguna excepción. 

  5. Siempre podrás disfrutar de las amenidades que los diferentes desarrollos inmobiliarios, como los de marhnos, ofrecen, tales como; gimnasios, jardines, salones de usos múltiples, áreas de coworking, casetas de vigilancia, pet zone, área de juegos, ludoteca, lounge bar, etc. 

 

Desventajas 

  1. Comprar un departamento representa distintos gastos y significa enfrentarse a una serie de trámites, sin embargo, esta es una manera de sumar un activo importante a tu patrimonio. 

  2. Tendrás que hacerte responsable por el mantenimiento de tu departamento, para tenerlo en condiciones adecuadas, no obstante, también podrá realizar mejoras en él, que te permitan aumentar su valor. 

  3. Cada año tendrás que cumplir con el pago del predial, el cual se determina de acuerdo con las dimensiones de tu vivienda y es un impuesto que no puedes evadir. 

 

 

Rentar un departamento 

 

Ventajas 

  1. Es una opción ideal si estás por independizarte, ya que de esta manera, no tendrás que asumir distintos gastos desde el primer momento. 

  2. En este caso, sólo tendrás que cumplir con el pago de la renta de manera mensual y con el pago del depósito, el cual se realiza únicamente al inicio. A corto plazo esto puede significar una buena elección, sin embargo, a lo largo de tiempo este desembolso económico no te permitirá beneficiarte de otra manera, pues es un gasto que no generará un retorno. 

  3. No tendrás que preocuparte tanto por el mantenimiento del departamento, ya que esta responsabilidad no recaerá totalmente sobre ti. Tu principal función será cuidar de él y mantenerlo en buenas condiciones. 

  4. Tendrás la opción de vivir en cualquier zona que sea de tu interés, ya que encontrarás distintas opciones de vivienda. 

Desventajas 

  1. Sólo podrás disfrutar de las amenidades o servicios durante el tiempo que rentes este tipo de departamentos.

  2. Tendrás que acoplarte a la decoración del dueño de la propiedad, ya que las modificaciones y reformas tendrán que ser consultadas y aprobadas por el arrendatario. Eso implica que no podrás decorar, ni remodelar el departamento de la forma que quieras. 

  3. Los precios de las rentas pueden incrementar. dependiendo de la inflación monetaria, lo cual podría desequilibrar tus finanzas. 

Como podrás notarlo, existen diferentes aspectos que deberás considerar, antes de tomar una decisión, los puntos anteriores te ayudarán a realizar un análisis de tu situación, para que conozcas los elementos que pueden beneficiarte o crearte inconvenientes. Si quieres conocer las diferentes alternativas que tienes para adquirir un departamento, acércate a Marhnos y descubre las opciones que tenemos para ti.

recorrido nuevo departamento cerca de santa fe vera